Grup Aribau

OFFICIUM AMORIS PASCERE

  1. En la fiesta de San Agustín, resuenan en todo su profundo valor, en este agitado año, estas tres palabras del obispo de Hipona.
  2. Apacentar, es decir, hacer de pastor es un cometido, una función, un oficio y una ocupación de los que aman.
  3. Aman a Dios, sobre todas las cosas, con toda el alma, con todo el corazón y con toda la potencialidad del pensamiento. Amar al prójimo como a nosotros mismos, es descubrir la gratuïdad del amor.
  4. Apacentar como un oficio de amor, es lo que los papas, los obispis i los párrocos hemos de aprender, hemos de creer y hemos de ejercitar. Papas políticos, obispos señores feudales y párrocos negociantes, ya nos sobran y no queremos tenerlos. Pero, pspas sabios, obispos santos y párrocos instruidos, los queremos y lis pedimos.
  5. Pero, un ruego y una súplica, cortos y claros: queremos papas, obispos y párrocos con vocación de pastores. De pastores de oficio. De oficio de amor a Dios y al prójimo. De pastores de oficio de amor gratuito.
  6. ¡Basta ya de teólogos a la moda, de escrituristas en cuestiones irresolubles enzarzados, de técnicos de una pastoral invisible, de clérigos arribistas adoradores de Mammoná, basta de payasos y de artistas de revista fracassdos!
  7. Que Dios nos conceda papas, obispos y párrocos con el oficio pastoral de amar. Que venga un San Agustín a enseñarnos el camino del “officium amoris pascere”.

    Jaume González-Agàpito

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.